El cliente pesado (I)

miércoles, 30 de noviembre de 2011

Esta es una entrada especial con motivo del concurso de recetas que organiza Que comemos hoy? en Google Plus. El plato ganador de cada mes aparecerá en una mini historieta de Camarero Zen. ¡Muchas gracias por participar!



- Tenemos un problema maestro. En la mesa 5. Un cliente especial, tú ya me entiendes... - la expresión del novato era de verdadera preocupación, pero el maestro Guindilla parecía no ponerse nervioso bajo ningún concepto.

- Voy para allá, no te preocupes, tú encargate de las dos mesas nuevas. Falta la bebida. 

El viejo camarero agarró con fuerza el boli de la oreja y se dirigió a la mesa problemática haciendo sonoros clics que parecían estar sincronizados con sus largas zancadas. Al llegar a su destino sus sospechas se hicieron realidad. Era el cliente pesado.

El cliente pesado había nacido para molestar al Guindilla. Toda su existencia parecía estar relacionada con este hecho. Venía una vez al mes y siempre aparecía cuando más lleno estaba el restaurante. Sus manias y peticiones absurdas eran dignas de recordar en la historia de la hostelería. Pero lo de hoy, simplemente el camarero no estaba preparado para lo que iba a escuchar esa noche.

- Hola, buenas noches, ¿como está? ¿Que va a ser? Déjeme que le recomiende la paletilla de cordero. Está especialmente sabrosa. Además, tenemos... 

- Quiero algo que lleve cardamomo, tomate y champiñones. - Se hizo el silencio. Incluso el boli dejó de hacer clic. El cliente despertó al Guindilla de su estupefacción.

- Ya sabes, cardamomo, la especie. Un restaurante como el vuestro tiene que tener algo en la cocina, ¿verdad?

Podría haberle dicho que no, mire oiga, no tenemos de eso, váyase usted a tomar por saco y tal. Pero el orgullo del viejo camarero estaba herido de muerte. Recogió el desafío como lo hacen los buenos, los de la vieja escuela. Mintiendo cual bellaco.

- Por supuesto caballero, como no vamos a tener cardamomo en la cocina. Voy a preguntarle al chef cual es su especialidad para esa especie y vengo enseguida con sus recomendaciones. - y se alejó de la mesa despacio, haciendo una exagerada reverencia, a modo de burla.

Agarró a su alumno por los hombros cuando llegó a la altura de la cocina y le dijo:

- Coje pasta del bote y sal disparado a comprar cardamomo como si fuera lo último que vas a hacer en tu vida. 

- Pero maestro, es tarde, ¿donde voy a encontrar yo eso? ¡Si ni siquiera sé lo que es! 

- Me da igual, por mi como si lo pintas, pero no vuelvas sin la especie esa. Ale, ¡vuela! 

El Guindilla metió la cabeza en el infierno de la cocina. El Goblin estaba sudado completamente, con un cuchillo de cocina de dimensiones importantes en la derecha, mientras con la izquierda trataba de evitar que no se le quemara algo que estaba sobre una sartén. No tenía cara de buenos amigos. El camarero dijo las palabras exactas, bien meditadas:

- ¡Cliente pesado! ¡Cardamomo, tomates y champiñones!

- ¡Joder!, la madre que nos parió, llama a Chary Serrano, a ver si nos saca del entuerto. Y espero que el novato esté ya corriendo en busca de cardaloquesea eso que quiere o estamos bien jodidos...

* * *

- ¿Si? ¿Digame? ¿Con cardamomo? Vale, vale... haz exactamente lo que yo te diga - y la voz, a través del telefono, empezó a relatar las instrucciones que contentarían al cliente pesado, y a cualquier cliente en general...

INGREDIENTES:
Para los libritos:
4 filetes de lomo dobles, cortados en forma de libro y muy finos
4 lonchas de queso
sal
pimienta
aceite de oliva virgen extra para freírlos


Para la salsa:
2 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
4  champiñones
3 tomates secos
1 brick de 150ml.de nata para cocinar
1 cucharadita (de moka) de cardamomo molido
sal


Pediremos al carnicero que nos corte los libritos de lomo, que queden muy finos y los aplane bien.
Los salpimentamos por dentro y ponemos una loncha de queso. Como veréis en el vídeo, yo he usado queso en lonchas de paquete, pero cualquier queso le puede sentar bien.
Los cerramos apretando con las manos para que no se abran.


Para ver la receta completa sigue este enlace ->>