El Cliente pesado (VII)

miércoles, 19 de noviembre de 2014

Esta es una entrada especial con motivo del concurso de recetas que organiza +Qué comemos hoy? en Google Plus. El plato ganador de cada mes aparecerá en una mini historieta de Camarero Zen. ¡Muchas gracias por participar!










El viejo camarero apoyó su espalda contra la única farola que funcionaba en aquella calle secundaria y encendió un cigarrillo con resignación.


«Si tienes edad para fumar, - pensó mientras calaba con todas sus fuerzas - tienes edad para esto.»

Una incómoda verdad de este oficio dice que ninguno llega a jubilarse bandeja en mano, sin embargo el maestro Guindilla parecía reacio a cumplir esta regla. Ni esta ni ninguna que no fuera escrita por sí mismo. 

Su dura cabeza, una crisis desoladora y una hipoteca inmisericorde, entre otros factores, provocaron que sus huesos acabarán en un restaurante un tanto peculiar. Era uno de esos sitios modernos, local con pocas mesas, reservas hasta para tomar café y precios desorbitados. Al menos según su punto de vista, acostumbrado a su etapa en el Asador el Goblin, donde por el precio de lo que cobraban por un salero allí comías varios kilos de chuletón a la brasa. 

Algunas cosas sin embargo, no habían cambiado tanto. Su pequeño gran grano en el culo había vuelto a encontrarle. No hacía ni una semana que trabajaba en ese lugar y él ya estaba sentado en la mesa ocho. 

- Buenas tardes, ¿que va a ser hoy? - preguntó mientras una gota de sudor recorría su frente.

- Hoy me apetece algo especial, algo con cacahuetes, palomitas y quizás algo de cerveza para regarlo todo. - contestó el cliente pesado, mirando con arrogancia la carta. No parecía agradarle mucho, como siempre. 

Camarero y cliente se miraron unos segundos, intensamente, tanto que hasta el tiempo se detuvo, mientras el Guindilla trataba de asimilar en su mente el reto que su némesis le proponía.


«Quizás algún día me pille desprevenido, - pensó mientras tomaba nota con su boli de clic - pero hoy no va a ser ese día.»


- Enseguida caballero, el plato que vamos a prepararle le sorprenderá, se lo aseguro. - respondió. 

En la farola, fumando las últimas gotas de nicotina del filtro, vio aparecer al fin a +David Fernandez y +Laura G. Los había llamado desde el office del restaurante, nada más terminar de atender al cliente más pesado de la historia de la hostelería. 

- Mira Guindilla, si llamas para que solucione algún nuevo bug de vuestro programa de caja, va a ser que no. Que esta semana tengo doscientas setenta y dos reuniones y no tengo tiempo para tonterías. - dijo David a través del teléfono, sin darle tiempo a explicarse.

- Que no David, que no es eso, que tengo que preparar un plato un tanto peculiar, y en cocina me han mandado a la mierda. Que venga Laura, la vamos a necesitar. Tranquilo, no hay carne a la vista. - le explicó el Guindilla, mientras colocaba nervioso el boli en su oreja una y otra vez.

* * *
PRIMERA PARTE BIZCOCHO BASE (Bizcocho guinness)

Se trata de hacer un bizcocho guinness finito para la base de nuestra tarta.

167gr de harina yolanda
84 gr de azucar
167ml de cerveza guinness
1/3 sobre de levadura
1/3 de tacita de cafe de aceite de girasol
25gr de cacao en polvo
50gr de nata vegetal para cocinar
Esencia de vainilla

Precalentamos el horno a 180, mezclamos todos los ingredientes y horneamos unos 20 min. Una vez hecho dejamos enfriar.

2 PARTE CREMA DE CACAHUETE

1/2 taza de crema de cacahuetes (se puede hacer en casa o comprarla ya hecha)
340gr de tofu blando
1/4 taza de sirope de agave
500ml de crema de coco (si no te gusta el sabor del coco se puede sustituir por nata vegetal para montar)

Mezclar el tofu, la crema de cacahuete y el sirope de agave con unas varillas hasta que quede una crema suave. Por otro lado montar la crema de coco. Se le puede añadir azucar glass y esencia de vainilla, Una vez montada la crema de coco ir añadiendola poco a poco a la crema de cacahuete con movimientos envolventes hasta que este todo perfectamente integrado. En un molde de 25cm de diametro poner el bizcocho guinness y encima extender toda la mezcla uniformemente y meterlo en la nevera durante una hora.

3 PARTE GANACHE

1 taza de chips de chocolate
1/3 de taza de leche de soja.

Mezclamos los ingredientes y calentamos ligeramente hasta que se funda el chocolate y lo integramos bien con la leche. Dejamos enfriar un poco pero sin que el chocolate llegue a cuajar del todo. Una vez pasada la hora de reposo sacamos el molde del frigorifico y le añadimos por encima nuestro ganache. Lo volvemos a meter en la nevera una noche entera.

4 PARTE DECORACION CON PALOMITAS AL CARAMELO.

Palomitas de maiz
Azucar blanco y moreno en igual proporcion
Margarina almendrina
Bicarbonato

Hacemos unas palomitas al microondas y las ponemos en un recipiente. En una sarten mezclamos el azucar blanco y el moreno y lo ponemos al fuego, cuando empiece a caramelizar añadimos una nuez de margarina y removemos. Cuando este practicamente hecho el caramelo añadimos una cucharada de almendrina y mezclaremos hasta que se haga una crema semiliquida. Retiramos del fuego y le ponemos un poco de bicarbonato; mezclamos y veremos como la crema empieza a "crecer". Lo echamos por encima de las palomitas y mezclamos bien con una cuchara de madera. (cuidado no quemarse extremar las precauciones) una vez que las palomitas esten untadas de caramelo las extendemos encima de un papel vegetal en la bandeja del horno y horneamos a 140 grados durante 15 min. y posteriormente dejamos enfriar. una vez frio vamos cortando trozos para decorar nuestra tarta.

La receta original de +Laura G y +David Fernandez junto a una galería de fotos, siguiendo este enlace ;)